La importancia del Arnés para la Poda en Altura o Trabajos Verticales

Si vas a podar en altura tu mismo, hazlo de manera segura. Mira estas recomendaciones para elegir un arnés de seguridad.

Si hemos decidido no contratar a un profesional y podar nuestros arboles nosotros mismos, es imprescindible, por nuestra integridad, que lo hagamos de forma segura y un arnés es, sin dudarlo, la mejor forma de protegernos de caídas que pueden ser incluso mortales.

A la hora de podar un árbol, estamos hablando de tener que subirnos, casi con total seguridad, a una altura de no menos de 3 metros y, obviamente, tendremos nuestras manos ocupadas con la herramienta de poda, ya sean sierras manuales o eléctricas, por lo tanto, ante la perdida del equilibrio, no podremos usar nuestras manos para sostenernos.

Por eso es importante que llevemos a cabo esta tarea o cualquier otro trabajo vertical (que supone un riesgo) usando un arnes trabajos verticales, que nos protegerá de caídas, pero, además, nos permitirá trabajar más libre y cómodamente.


¿Cómo elegir un arnés para la poda en altura?

Reconozco que son una inversión, no encontraremos nada de calidad por debajo de los cien euros, pero como dije antes, es un accesorio imprescindible para mantenernos a salvo a lo largo de todo el procedimiento.

A la hora de elegir un arnés para la poda en altura, tenemos dos opciones básicas:

Una es un arnés de los llamados comúnmente “anti caídas” o “integrales” y la otra es un arnés de cintura. Veamos unas imágenes para que nos hagamos una idea de lo que hablamos

Si bien da la impresión que el arnés de cintura es mas cómodo, no seria el mas adecuado cuando hablamos de poda en altura.
Por el contrario el arnés integral, nos sujetará tanto a nivel de la pelvis como del tronco de nuestro cuerpo, sosteniéndonos precisamente de forma integral.

Este tipo de arnés (el integral) es el que mas se usa y se recomienda para un trabajo de poda en altura, ya que no solo nos sostiene, sino que nos da mucha más libertad de acción y de movimiento, gracias a que tiene varios puntos de enganche y de anclaje.

Cuando te hayas decidido a comprar tu arnés, deberías tener en cuenta un par de cosas importantes:

  • El tamaño y el calce

Los arneses más económicos son casi siempre de talla única, si vas a optar por uno de estos, asegúrate de que sea “ajustable” de tal modo que se adapte a tu cuerpo.

  • Cuanto peso aguanta

La gran mayoría de los arneses integrales o anticaídas, suelen soportar un peso de hasta 100 Kg. Sin embargo, obviamente por un precio superior, puedes encontrar algunas opciones que llegan a sostener hasta 170 kilogramos.

  • Cuanto tiempo pasaras suspendido por el arnés

No es lo mismo 10 minutos varias veces que una hora seguida.
Cuando la tarea es esporádica y además dura podo tiempo, puedes elegir un arnés simple, pero si no, es más aconsejable decantarnos por un arnés cuyos tirantes sean más acolchados, suaves y cómodos.

Si tu presupuesto es amplio y realmente pasas la temporada de poda trepado a tus árboles, trata de elegir algo que realmente te haga sentir seguro y además te sientas cómodo. Existen modelos de arneses integrales que agregan la sujeción en la parte baja de la cintura y también entre los omóplatos, lo cual aumenta el confort.

arnes integral
Arnes integral
La ultima sugerencia es que verifiques que cumplan con las normativas europeas vigentes: EN 813, EN 358 y EN 361.
La norma EN 361 es especialmente dedicada a los arneses anticaída y pondera que sean equipados con tirantes a fin de evitar los riesgos de caída.
Las normas EN 358 y EN 813 son respectivas a los arneses de mantenimiento y permiten trabajar con las manos libres gracias al enganche ventral (EN 813) y enganches laterales (EN 358).

 

Notas Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

Pin It on Pinterest