Todo lo que necesitas saber sobre los Rosales

Las rosas se importaron desde Oriente, pero al día de hoy, estos tipos de plantas crecen en Europa, Asia, el norte de África y Norteamérica.

Estas plantas de la familia de las rosáceas son objeto de multitud de cruces, dando lugar miles de cultivares, de hecho cada año aparecen nuevos ejemplares. Los franceses figuran entre los mayores creadores de nuevas variedades de rosas.

Cultivo y Cuidados de las Rosas

El mantenimiento de las diferentes especies de rosas es relativamente sencillo. Un seguimiento regular y unos cuidados esmerados bastan para garantizar una floración hermosa.

  • Riega si el tiempo caluroso o si los rosales están recién plantados.

Gracias a que sus raíces se hunden profundamente en el suelo, las plantas de rosas son muy resistentes a la sequía. Sin embargo, cuando el tiempo caluroso y seco dura varias semanas, se hace necesario regar para mantener la vegetación y la floración. Un riego cada 10 o 15 días suele ser suficiente, pero debe ser abundante: de 20 a 30 litros por m2.

Es aconsejable, aunque no siempre posible, regar al pie de las rosas, sin mojar el follaje, para no crear condiciones favorables a las enfermedades fúngicas.

  • Elimina los chupones o crecimiento de portainjertos apenas los detectes.

Los rosales injertados pueden producir rebrotes del rosal patrón, llamados chupones. Se reconocen fácilmente por sus hojas más pequeñas, claramente distintas de las de las rosas.

Nunca se les debe permitir crecer. Deben eliminarse en cuanto aparecen, arrancándolas con la mano (protegida con un guante) o cortándolas, a ras del muñón, con una herramienta afilada.

rosas rojas
  • Afloja el suelo al pie de las rosas

La tierra debe mantenerse suelta en la superficie. Al final del invierno, en cuanto se hayan podado las rosas, es aconsejable darles una palada ligera al pie, sin herir sus raíces. Utiliza para ello un rastrillo de mano.

Aprovecha esta operación para incorporar el abono que se aplica al mismo tiempo. Después, durante la primavera y el verano, realiza varias operaciones de escarda o desherbado utilizando una azada.

  • Fertiliza a finales de invierno y comienzos del verano

Para mantener la planta con una buena vegetación, no hay que descuidar los abonos de mantenimiento y agregado de nutrientes, sobre todo para los rosales arbustivos y los rosales trepadores. Incluso es aconsejable aplicar estiércol dos veces al año:

-Al final del invierno, durante la excavación, esparce compost y un abono NPK adecuado para rosales.

-A principios del verano, esparce por segunda vez el mismo abono NPK.

Para más detalles, lee el artículo «Como fertilizar las rosas».

rosedales
  • Cubre con mantillo para reducir el riego y proteger el cepellón.

El riego puede reducirse considerablemente si se cubre con mantillo a partir de finales de la primavera. Para ello, cubre la tierra con una capa de unos 5 cm de grosor de mantillo orgánico que puedes adquirir en los centros de jardinería.

Este mantillo limita la pérdida de agua por evaporación, impide el desarrollo de malas hierbas anuales y puede resultar muy estético. Es aconsejable retirarlo a comienzos del otoño, pero la parte que ya se ha transformado en compost se deja en el suelo al que añadiremos un poco de humus.

  • Poda tus rosales según la especie cultivada

Podar el rosal es una operación esencial que devuelve el vigor y permite una floración más abundante.

Tambien es importante realizar una poda de limpieza después de que las primeras heladas fuertes hayan destruido los últimos brotes.

En cuanto a las flores marchitas, no deben dejarse, sobre todo en las variedades de flor grande. Si se deja que se formen frutos, será en detrimento de las nuevas floraciones.
Por lo tanto, durante todo el verano y principios del otoño, es aconsejable retirar cada semana no sólo las flores marchitas, sino también sus tallos unos centímetros. La regla dice: justo por encima de la primera hoja entera.

Para más detalles, lee el artículo «Como podar las rosas» paso a paso y según el tipo de rosal.

Características de los rosales

El rosal (Rosa o rosácea) es un grupo de arbustos perennes muy resistente (-20 a -30°C), de porte arbustivo o sarmentoso. Por lo general son de follaje caduco y sus tallos espinosos, salvo pocas excepciones.

La mejor característica de los rosales son sus flores, perfumadas en mayor o menor medida. Poseen dos categorías de floración, pueden ser remontantes: florecen desde finales de primavera hasta las heladas, como por ejemplo las arbustivas y las Grandiflora o no remontantes: florecen una sola vez pero producen abundantes flores, como las rosas floribundas.

Variedades de rosas – Tipos de rosales

Aunque es imposible describir todos las variedades de plantas de rosa (mas de 30.000 aunque solo se comercializan unas 3.000), si que existe una agrupación o clasificación de los distintos tipos de rosales.

1. Clasificación principal de las rosas

  • Rosas silvestres o salvajes (nacidos en la naturaleza)
  • Rosales antiguos (creados antes de 1.867)
  • Rosas modernas (creados a partir de 1.867)
Clasificación de las Rosas

Dentro de los rosales modernos, encontramos la gran mayoría de variedades que cultivamos en un jardín hoy en día y aunque los antiguos cada vez son más conocidos, no son los mas habituales.

rosas floribundas

Floribunda: Las flores están agrupadas. Es indicada para utilizar en arriates o parterres – de 50 a 80 cm.

Rosas grandinfloras

Grandiflora: Son de flor grande, para utilizar en parterres y especialmente para flor cortada – aproximadamente 1,20 m

rosales arbustivos

Arbustivos: para utilizar en setos, en el fondo de un arriate o en el césped – hasta 4 m de altura

rosal tapizante

Tapizante: para utilizar, como su nombre indica, en un talud o muro bajo – 60 cm de altura pero extendidas hasta 2 m

rosal miniatura

Rosal mini o rosas en miniatura: para utilizar en rocallas, arriates pero sobre todo, son indicadas para su cultivo en maceta o contenedores – 40 cm

Rosas polyantha

Polyantha: para borduras o parterres – de 50 a 80 cm

rosal trepador

Trepador: para utilizar en un árbol muerto, un cenador o un muro – hasta 4 m

rosales hibridos de té

Híbrido de Té: Es la típica rosa en la que pensamos de inmediato, perfecta y con aroma. Fue creada en 1867 y partir de ella, todos los posteriores son rosales modernos. Ideal para para flor cortada o formar grupos de un sólo color, también para arriates.

rosa-alba

Alba:

rosa-bourbon-comtesse-de-rocquigny

Bornonianos

rosa-centifolia

Centifolia

rosa-chinensis

China

rosa-damascena

Damascenos

rosas gallicas

Gallica

rosa-híbrido-perpetuo-baron-girod-de-I´ain

Híbrido perpetuo

rosas-musgosas

Musgoso

rosa-blush-noisette

Noisettianos

Rosas Portland

Portland

rosa Sempervirens

Sempervirens

rosas-de-te-marie-van-houtte

Rosal sarmentoso

Sarmentoso:

rosales de pie alto

De pie alto

Rosal llorón

Rosal llorón

David Austin

Rosas inglesas o Rosas de David Austin


Mas consejos sobre los rosales de jardín

Scroll al inicio