La importancia de la depuradora para la piscina

La importancia de la depuradora para la piscina

La gran mayoría de las personas que amamos la jardinería estamos tambien a favor de la ecología y tratamos de aplicar, lo mas que podamos, medidas que ayuden al planeta.

Entre ellas, sin lugar a duda una medida ecológica muy importante es el uso correcto del agua y aquellos que tienen la suerte de tener una piscina en casa, tienen gran consciencia sobre los miles de litros de agua que se necesitan para llenarla.

Es por eso que es tan importante el uso de una depuradora para el agua de la piscina, ya que lo contrario, la duración del agua limpia se reduce a no mas de una semana, y como el uso del agua nos importa, no podemos estar cambiando cientos de litros de agua una vez a la semana.

Lo bueno, es que existen muchas alternativas (algunas de ellas muy económicas) que nos permitirán realizar esta tarea (depurar el agua) de una forma muy eficiente.

Por ejemplo, las depuradoras para piscinas desmontables pueden obtenerse a partir de los 40€ las de cartucho, son muy fáciles de instalar, ya que no precisan de ningún tipo de obra, será solo cuestión de conectar las mangueras (aspiración y expulsión) a las bocas ya existente en la piscina elevada. Si buscamos mas eficiencia aún, podemos adquirir una depuradora de arena, que si bien son más costosas (alrededor de 120€) harán el trabajo mucho mejor.

Pero sigamos hablando del porqué de la importancia de utilizar una depuradora de agua.

Mas allá de la cuestión ecológica del ahorro de agua potable, esta la cuestión de la salud.
El agua “quieta” de la piscina se ensucia, no solo por el propio uso que le damos al nadar sino porque en el ambiente hay millones de partículas que caen al agua, ademas de que si hay arboles alrededor caerán hojas y bichitos por doquier.

Todos esos elementos en combinación son el caldo de cultivo perfecto para los microrganismos dañinos que atentarán contra nuestra salud, sobre todo provocando problemas a nivel de la piel y la idea de una piscina es disfrutar, no que nos enferme.

Otra característica importante de depurar el agua, es que al filtrarse (siempre que se haga correctamente) nos permitirá ahorrar al menos un 40% en el uso de productos químicos en el tratamiento del agua, lo cual no es poco si hablamos de dinero, pero lo es mas aun si pensamos en lo que esos químicos terminan provocando en nuestro cuerpo o en nuestras vías respiratorias.

Por todo esto es que cualquier tipo de piscina debe contar con un correcto mantenimiento, purificación y oxigenación del agua, y una depuradora es la encargada de realizar este trabajo de forma correcta.

Si te preocupa la calidad del filtrado, déjame comentarte antes de terminar, los tres tipos que se pueden utilizar y que se diferencian entre ellos por  la capacidad de retener partículas (que  se miden en micras) y mientras mas pequeño sea el numero de micras capaz de retener el filtro, más eficiente será el proceso. Para que te hagas una idea, un cabello tiene alrededor de 7 micras.

Los tres tipos de filtros son:

  • El de Arena: 40 micras
  • El de Cartuchos: 10 micras
  • El de Diatomeas: entre 2 y 5 micras

Explicar el funcionamiento de cada uno de estos tipos de filtros ya sería un tema para otro post o para un experto en depuradoras, pero lo que quiero rescatar de esta información es que, como ves, el que puede retener las partículas mas pequeñas, es el de diatomeas, que hoy por hoy, parece ser el que mas limpia deja el agua, aunque tambien, es el más costoso y requiere de un mantenimiento más elevado y caro.

Así que en general, lo mas populares son el de arena (porque dura mas tiempo) y finalmente el de cartuchos, que filtra muy bien, pero debes reemplazar el cartucho cada semana.

0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments
Ir arriba