Consejos y herramientas para cuidar e iniciar un jardín

Si estás pensando en armar tu primer jardín, no pases por alto estos consejos

Casi todo el mundo sueña con iniciar un jardín exuberante y colorido. Pero cuando la realidad llama a la puerta, la falta de tiempo y dinero destruye ese hermoso sueño. Y tal vez tu pulgar no era tan verde como pensabas.

Pero no todo está perdido, es solo cuestión de comenzar e intentar seguir algunos buenos consejos para asegurar el éxito, y esto es posible incluso para los jardineros más novatos.


Iniciar un Jardín: ¿Qué quiero y cómo lo quiero?

Lo primero y antes de comenzar nada, será hacerte la siguiente pregunta, como: ¿Qué quieres que sea tu jardín? ¿Un parque para los niños, un huerto o un mar de flores?

Es difícil cumplir todos tus deseos y expectativas a la vez. Así que, al menos al principio, limítate.
Pasará algún tiempo antes de que puedas crear tu propio Edén privado.

jardineros novatosConsidera lo que te gustaría tener en tu jardín – áreas para sentarte, áreas para jugar, parterres – antes de empezar a trabajar.

Y ¡empieza poco a poco! No quieras hacer todo junto, debes entender que a las plantas les lleva su tiempo crecer y cubrir todas las áreas que quieres.

Si ya has decidido lo que quieres y esperas de tu jardín, antes de salir corriendo a la tienda, deberías hacerte dos preguntas más para iniciar un jardín:

  • ¿Cuánto puedes hacer por tu cuenta?

Es una cuestión de equilibrar el tiempo, el conocimiento y el dinero. Para muchos jardineros, gran parte del encanto reside en hacerlo todo uno mismo. Otros contratan a un profesional: diseñadores de jardines o arquitectos de exteriores.
Pero es raro estar realmente solo. ¡Siempre puedes pedir ayuda a los amigos, familiares y vecinos!

  • Y … ¿Cuáles son las condiciones climáticas en el área dónde vives?

Puede haber diferentes tipos de zonas en un país, incluso en una ciudad. Un buen comienzo es pedir consejo a un centro de jardinería o viveros de la zona. Saben todo lo que hay que saber sobre la vegetación, el clima y el suelo. Comprar plantas al azar sin antes revisarlas puede convertirse en un gasto inútil.

¿Qué necesito para iniciar un jardín?

Las Herramientas


las herramientas de jardineríaSi la respuesta a la primera de estas preguntas es que te gustaría hacerlo todo tu mismo o misma, necesitarás, además de tus plantas algunas herramientas.

En este punto, recuerda: LA CALIDAD VALE LA PENA

Puedes encontrar herramientas muy baratas en el supermercado, pero… ¿Resistirán el trabajo?

Las herramientas deberían durar más de una temporada. ¡Compra herramientas de jardinería y materiales de calidad!

Compra menos, pero de mejor calidad, y durarán más tiempo, además, renegarás mucho menos cuando tengas que hacer tu trabajo, imagina tener que podar ramas gruesas con una sierra desafilada o que se dobla toda.

Para comenzar, esta es una lista pequeña de herramientas útiles para el jardinero novato a la hora de iniciar un jardín:

  • Una pala para cavar
  • Un rastrillo
  • Una cortadora de césped
  • Tijeras de jardín
  • Sierras de mano
  • Manguera de riego y rociadores
  • Un buen par de guantes no vendrán nada mal

 

¿Cómo elijo mis plantas al iniciar un jardín?


iniciar un jardín consejos paras novatos

Muy bien, ya sabemos lo que queremos y como lo queremos. Y lo más seguro es que entre eso que queremos tengamos en mente un buen parterre de flores. ¿Hay algo mas en mente que las flores al iniciar un jardín? 😀

En este aspecto debemos siempre tener en mente que cuando se siembra un macizo de flores hay tres cosas sencillas que hay que tener en cuenta: la altura, el tiempo y el color:

  • Asegúrate de elegir especies con períodos de floración superpuestos, para así extender la temporada.
  • Elige colores que se vean bien juntos.
  • Asegúrate de que las plantas más altas no hagan sombra a las bajas.

Entonces, entre las plantas que te han recomendado los viveros y que sabes que prosperaran bien en y tu área y zona climática, elige a tu gusto, pero siguiendo los consejos anteriores relativos a como iniciar un jardín.

¿Qué más necesitaré?


Según el tipo de suelo del que dispongas, necesitaras enmiendas. Algunas plantas requieren suelos blandos, otras arcillosos, otras, suelos más ácidos, en fin, cada planta es un mundo.

enmiendas del sueloAsí que, si aún no lo sabes, analiza tu tipo de suelo e intenta elegir las plantas que se adapten a él.

Pero si hay plantas que no puedes dejar de tener, pero no irían bien en y tu suelo, tenemos una alternativa y esas son las enmiendas de suelo, que no solo sirven para acidificar o alcalinizar un suelo, sino que sirven para nutrir un suelo pobre y falto de nutrientes.

Existen muchos tipos de enmiendas del suelo, entre las que encontramos las orgánicas, como por ejemplo paja, hojas, mantillo, tierra de brezo o de castaño, estiércol, compost y turba, y las inorgánicas, en donde encontramos por ejemplo calizas, azufre, yeso, entre otras.

Siempre que tengas que hacer una enmienda del suelo al iniciar un jardín, te recomiendo que elijas las orgánicas, ya que no solo son más naturales, sino que fomentan la actividad micro bacteriana del suelo mejorándolo notablemente.


¿Qué técnicas debería aprender para cuidar bien mi jardín?

Cuando te adentres más en la búsqueda de información para llevar adelante y cuidar tu jardín, te encontrarás con varios términos muy usuales con los que deberías familiarizarte:

  • Fertilización:

Es el procedimiento que conduce a la fertilización del suelo, añadiendo sustancias que aumentan sus nutrientes. La fertilización orgánica, por ejemplo, enriquece el suelo con componentes de nitrógeno, utilizando fertilizantes naturales como el compost;

  • Sembrar, replantar y trasplantar:

Estas son las fases de crecimiento y plantación final de todas las plantas. Con la siembra, como su nombre lo indica, el crecimiento de la planta tendrá lugar a partir de su propia semilla. Con el replanteo, por otra parte, se llevan las plantas ya cultivadas para alojarlas en un recipiente más grande, mientras que el trasplante consiste en transferir una plántula de la maceta al hogar final;

  • Esquejes:

Es la capacidad de obtener una nueva planta a partir de un elemento cortado de uno ya existente, por ejemplo, una pequeña rama. Con este procedimiento se obtiene un segundo espécimen con características genéticas idénticas al original;

  • Injerto:

Es la técnica que permite plantar una especie diferente en el tronco o rama de una ya existente, para obtener hibridaciones tanto decorativas como frutales;

  • Poda:

Es la operación que permite dar forma a una variedad de planta, controlando su desarrollo vertical y horizontal. Se puede hacer para necesidades ornamentales, pero también para quitar ramas secas o enfermas para que no afecten a toda la planta;

  • Acolchado:

Es la práctica que permite preservar las variedades cultivadas a lo largo del tiempo, tanto por la acción del clima en los meses más fríos del año como por la proliferación de las malas hierbas. Se hace colocando una cubierta gruesa alrededor de las plantas, ya sea una tela de celofán o elementos naturales como grava, virutas, aserrín o astillas.


Con esta información básicas ya podrías encarar tu proyecto de iniciar un jardín y tener al menos las pautas sobre como cuidarlo. Espero que te haya gustado el resumen 🙂

Notas Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba