Realmente… ¿Las semillas necesitan luz para germinar?

Las semillas necesitan luz para germinar

Si quieres iniciar semilleros, esta seguramente es tu primera duda ¿Las semillas necesitan luz para germinar? Pues aqui encontrarás la respuesta que buscas

Pregunta:

Tengo una pregunta sobre la fase de germinación al sembrar. ¿Es absolutamente necesaria la luz o bastará con el calor y la humedad para que germinen las semillas? Luego, cuando los tallos empiecen a emerger del suelo, se añade luz hasta que puedan aclimatarse y trasplantarse. ¿Estoy en lo cierto?

María del Carmen

Respuesta:

Esto funcionará para la mayoría de las plántulas, pero sigo recomendando exponer las semillas a la luz nada más sembrarlas.

¿Todas las semillas necesitan luz para germinar?


Es cierto que la presencia de luz no es importante en la germinación de la mayoría de las semillas: la mayoría son perfectamente capaces de germinar en la oscuridad total. Pero hay una proporción importante de semillas que no germinan si no se exponen a la luz. Quizás hasta un tercio de las especies cultivadas habitualmente.

Semillas que necesitan luz para germinar


Entre las plantas conocidas cuyas semillas necesitan luz para germinar, o al menos cuya exposición a la luz estimula una mejor germinación, están las siguientes:

      1. Milenrama
      2. Ageratum
      3. Alyssum maritimum
      4. Colombina
      5. Eneldo
      6. Angélica
      7. Begonia
      8. Browallia
      9. Calceolaria
      10. Manzanilla
      11. Coleus
      12. Exacum
      13. Ficus
      14. Gaillarde
      15. Gerbera
      16. Gloxinia
      17. Siempreviva con brácteas
      18. Impatiens
      19. Lechuga
      20. Lavanda
      21. Lobelia
      22. Mejorana
      23. Dragón (boca de lobo)
      24. Nepeta
      25. Nicotiana
      26. Osteospermum
      27. Amapola
      28. Pelargonium
      29. Petunia
      30. Prímula (la mayoría de las especies)
      31. Romero
      32. Saintpaulia
      33. Agedrea
      34. Streptocarpus

 

Semillas de Nicotiana
La mayoría de las semillas muy pequeñas (aquí, las de nicotiana) necesitan luz para germinar.

 

Ten en cuenta que la mayoría de las semillas que necesitan luz para germinar son semillas muy pequeñas y delgadas. A menudo se recomienda no cubrirlas con sustrato al sembrarlas, sino sólo presionarlas en la tierra húmeda.

En cualquier caso, la información de que estas semillas necesitan luz para germinar suele estar indicada en el paquete de semillas.

Semillas indiferentes a la luz


Paquetes de semillas

La mayoría de las semillas son indiferentes a la luz.

No es necesario hacer una lista aquí, ya que es el caso de la mayoría de las semillas, especialmente las medianas y grandes, y también de casi todas las hortalizas. Estas semillas germinarán con o sin exposición a la luz.

Así que, lógicamente, podrías colocarlas en una zona con poca o ninguna luz al principio, y luego exponerlas a la luz sólo cuando germinen. Pero germinarán igual de bien si se exponen a la luz.

Personalmente, las pongo en la luz de inmediato. En primer lugar, es un paso menos. Y además, me permite tener todos mis semilleros en un solo lugar en lugar de tener dos ubicaciones. De este modo no habrá problemas si tienes que ausentarte unos días y no estás cerca para trasladar las bandejas a un lugar iluminado cuando llegue el momento de la germinación.

Semillas que necesitan oscuridad para germinar


Son pocas y poco frecuentes, pero existen semillas cuya germinación se ve inhibida por la luz. En el caso de estas excepciones, hay dos posibilidades.

1 En el caso de las semillas que estarán cubiertas con más de 3 ó 4 mm de tierra de maceta en el momento de la siembra, como las semillas de capuchina que se siembran a 2 cm de profundidad, puedes colocar la bandeja en una zona inmediatamente iluminada, ya que la tierra que cubre las semillas creará la oscuridad necesaria.

Bolsa negra
Las bandejas de semillas que necesitan oscuridad para germinar pueden colocarse en una bolsa negra hasta la germinación.

 

2 En el caso de las semillas que no están cubiertas por la tierra o que apenas lo están, y que por tanto podrían estar expuestas a la luz, como las pequeñas semillas de delfinio o de cilantro, es mejor colocar la bandeja de semillas en la oscuridad real, quizás en un armario o en una bolsa negra, o cubrirla con una tabla de madera o una lámina de plástico opaca para cortar cualquier luz.

Ten en cuenta que, aunque la oscuridad es necesaria para la germinación de estas semillas, en cuanto hayan germinado, es decir, en cuanto veas pequeños brotes pálidos, deben trasladarse a una zona bien iluminada.

Aquí tienes algunos ejemplos de semillas que necesitan oscuridad para germinar:

      1. Borraja
      2. Capuchina
      3. Centaurea
      4. Cilantro*
      5. Delphinium
      6. Gazania
      7. Nomeolvides
      8. Némesis*
      9. Pensamiento*
      10. Vinca Rosea
      11. Phacelia
      12. Phlox
      13. Guisante dulce
      14. Schizanthus*
      15. Caléndula
      16. Verbena híbrida*
      17. Verbena híbrida*

* Semillas que se siembran en la superficie del suelo o apenas cubiertas y luego se colocan en la oscuridad.

Una luz suave


Bandejas bajo plástico, colocadas para recibir una iluminación suave.
Bandejas bajo plástico, colocadas para recibir una iluminación suave.

 

Si decides colocar tus bandejas de semillas recién sembradas a la luz, debes evitar el pleno sol en esta fase.

Normalmente, al principio de la germinación, las bandejas se cubren con una cúpula o una bolsa de plástico transparente. Esto se conoce como un cultivo “asfixiado”.

El objetivo es mantener una humedad alta y temperaturas estables, que son importantes en la fase de germinación. Pero una bandeja cultivada en una cámara húmeda puede sobrecalentarse si se expone a pleno sol. La temperatura puede alcanzar fácilmente los 60ºC o más, lo que podría ser fatal para las jóvenes y frágiles plántulas.

Por lo tanto, se necesita una iluminación moderada, como una ventana orientada al este o al norte o un lugar bajo una luz de cultivo de baja temperatura, como una lámpara fluorescente o LED.

Temperatura durante la germinación


La temperatura ideal para la germinación de la mayoría de las semillas está entre 19 y 24 ̊C. Esto es fácil de conseguir con una lámpara fluorescente, ya que desprende un calor suave, pero no tanto con las lámparas LED, que producen poco calor.

semilleros con alfombra termica
Las bandejas se colocan sobre una alfombra térmica para garantizar la temperatura adecuada.

 

Las plántulas iluminadas de forma natural, normalmente colocadas cerca de una ventana que suele estar más fría que el resto de la habitación por la noche, pueden germinar lentamente o con dificultad, o incluso pudrirse porque la temperatura nocturna es demasiado fría.

Si es así, puedes colocarlos en una alfombra calefactora, que mantiene una temperatura uniforme durante todo el proceso de germinación.

Las pocas semillas que prefieren temperaturas frescas para germinar, como las espinacas y algunas plantas perennes del sotobosque, pueden germinar en un sótano fresco o en un garaje con calefacción.

Después de la germinación


Cuando aparecen las plantas jóvenes, es el momento de cambiar de régimen.

Bandejas de cultivo aireacion
Puedes abrir la cúpula poco a poco para que las plántulas se aclimaten a las condiciones.

 

En primer lugar, la humedad relativa de casi el 100% bajo la cúpula ya no es necesaria; incluso es perjudicial.

En cambio, las plántulas (plantas germinadas) necesitan una buena aireación, que ayude a evitar la humedad, entre otras cosas. Cuando haya salido una buena parte de las semillas, retira la cúpula.

Para evitar que las pequeñas plántulas sufran un shock, puedes hacerlo por etapas:

  • primero levanta un extremo sobre un soporte (por ejemplo, un bloque de madera, un lápiz o una maceta) para que entre algo de aire, y
  • al día siguiente levanta el otro extremo;
  • al tercer día retíralo completamente.

Ahora las plántulas se habrán aclimatado a la humedad.

El poco calor extra al principio tampoco es tan beneficioso en esta fase.

Por extraño que parezca, aunque la mayoría de las semillas germinan mejor con el calor, a las plántulas que producen les gusta más el fresco, al menos durante la noche. Así que retira la alfombra térmica, si la hay. Quitar la cúpula también ayudará a reducir la temperatura.

Especialmente por la noche, la temperatura bajará de forma natural cerca de una ventana, en beneficio de las plántulas. Calcula que una temperatura diurna de 18-21°C será adecuada para la mayoría de las plántulas, mientras que la temperatura nocturna podría bajar algunos grados más, incluso hasta los 12°C.

Las hortalizas de hoja y las hortalizas de raíz (col, lechuga, cebolla, etc.) prefieren condiciones aún más frías: por debajo de 18 °C durante el día y hasta 5 °C por la noche.

semilleros junto a la ventana
Una vez retirada la cúpula, dale a la plántula el máximo de luz.

 

Por último, ahora que las plántulas ya no están cubiertas por una cúpula, no hay riesgo de sobrecalentamiento causado por el efecto invernadero.

Expón las plántulas a la mayor cantidad de luz posible colocando las bandejas en el lugar más luminoso que puedas darles. Ajusta la altura de las luces de cultivo fluorescentes para que las cabezas de las plantas estén a unos 10-15 cm de los tubos (15-30 cm para las luces de cultivo LED).

Espero que estas explicaciones sobre si semillas necesitan luz para germinar te hayan sido útiles y ¡Éxitos con tu Semilleros!

Si quieres seguir leyendo acerca de semillas y semilleros, mira estas notas:

 

Suscríbete a mi Newsletter

0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments
Ir arriba